For a better experience please change your browser to CHROME, FIREFOX, OPERA or Internet Explorer.

Visual Thinking

    Descripción

    Definición de Visual Thinking

    Visual Thinking  es un proceso creativo que sirve para plasmar ideas y conceptos en un mapa mental. Ayuda a descubrir posibles problemas, hallar soluciones a los mismos, realizar pruebas de procesos y detectar nuevas ideas u otros enfoques.

    Visual Thinking trata de estudiar el entorno que se quiere analizar, sintetizar los datos que se han obtenido y plasmar el resultado en un mapa mental. Utilizando elementos dibujados y generando relaciones entre ellos se consigue un esquema que explica el escenario objetivo de forma más fácil, entendible y diferente.

    Técnicas de aplicación

    • Mapeo: técnica de Visual Thinking más asociada al pensamiento visual, también recibe el nombre de mapas mentales. La realización de estos mapas es libre.
    • Formas geométricas: su sencillez las hace muy útiles para un buen acercamiento al pensamiento visual.
    • Copiar figuras básicas: suelen recibir el nombre de pictografías o ideografías, y son representaciones muy básicas.
    • Dispositivos informáticos: además del soporte tradicional a mano.
    • Vínculos:  fundamentales, sirven para relacionar ideas y dar cohesión. Pueden utilizarse flechas, líneas, signos matemáticos, etc.
    • Uso de palabras: quedan en segundo plano.

    Beneficios del Visual Thinking

    • Permite asimilar más información de golpe, de manera más sencilla y global.
    • Facilita la retención de información, ya que las imágenes se almacenan mejor en la memoria a largo plazo.
    • Permite comunicar de una manera más emocional, más empática y más directa.
    • Propicia la aparición de sinergias y asociaciones.
    • Abre paso a la creatividad y despierta la reflexión, la curiosidad y la innovación.
    • Mejora la eficiencia en el uso de recursos y la velocidad en la toma de decisiones.
    • Es una excelente herramienta de divulgación de conocimientos.
    • Permite plasmar mejor conceptos complejos al poder añadir emociones y connotaciones a las ideas.

    Visual Thinking en asesorías

    El Visual Thinking permite a las empresas ser más flexibles y abrir nuevas formas de hacer las cosas. Se puede aplicar el pensamiento visual a varios ámbitos dentro de una empresa. Por un lado, puede ser usado como técnica de marketing, ya que es una manera de comunicarnos. También sirve como método de formación de los trabajadores, ya que la mayoría de sus beneficios son a nivel de aprendizaje.

    El método sirve para emprendedores, startups o personas que tienen alguna idea de índole empresarial en la cabeza, por eso es perfecto para asesorías o despachos profesionales. El Visual Thinking abre otras maneras de mirar un proyecto: puedes dibujarlo, proyectarlo a través de imágenes y pensarlo de otra manera. Además, se puede combinar perfectamente con el modelo canvas.